Ejidatarios toman las instalaciones del SAT en Durango.

Durango. Redacción Impuestos Al Día. Comuneros indígenas del ejido de San Bernardino de Milpillas Chico, municipio de Pueblo Nuevo, mantienen ocupadas las oficinas del Servicio de Administración Tributaria (SAT) en Durango, debido que esta autoridad ordenó el embargo de su aserradero por no haber pagado 40 millones de pesos de impuestos, monto que califican de “robo”, de acuerdo con una nota de Saúl Maldonado en el diario La Jornada.

 

Los ejidatarios colocaron mantas con diversos reclamos a la entrada de la dependencia y advirtieron que no entregarán las oficinas hasta que el SAT condone el adeudo y lleguen a un acuerdo “razonable”. Aclaró que el registro de los ejidatarios ante el SAT especifica que su actividad se basa en usos y costumbres y que las labores en el “aserradero también son de carácter social”.

 

Venancio Martínez explicó al periodista de La Jornada que la deuda obedece a que el SAT modificó el régimen fiscal del aserradero y considera que los ejidatarios son empresarios.

 

El comisariado ejidal de San Bernardino de Milpillas detalló al reportero Saúl Maldonado de La Jornada, que en una década las ventas no han pasado de 20 millones de pesos y el fisco pretende cobrarles el doble de esa suma.

 

Detalló que hasta antes de 2006 estaban registrados en el sector primario porque sólo vendían los pinos talados a empresas que procesaban la madera. Pero con el propósito de generar valor agregado, solicitaron un crédito y con apoyo gubernamental compraron maquinaria e instalaron un aserradero que opera desde ese año.

 

Lo que más les sorprende, destacó, es que en enero de 2016 la deuda era de 22 millones de pesos, “monto que ya era exagerado”, pero en octubre de ese año se incrementó a 26 millones de pesos y en la última notificación de embargo, de mayo pasado, el SAT les advirtió que el adeudo asciende a casi 40 millones de pesos.

Escribir comentario

Comentarios: 0